martes, 27 de diciembre de 2011

SAN ANDRES DE SOTAVENTO.CORDOBA

COMO DIRECCIONAR EL PROCESO DE PAZ EN COLOMBIA SOLUCION A PROBLEMATICAS NACIONALES ENSAYO: Mucho se ha hablado de paz en los ultimos 30 años: LLevamos tres decenios seguidos,hablando de lo mismo, sin haber madurado las matrices principales, o los lineamientos generales, decantado las bases primigenias-estructurales de un proceso, por consiguiente algo debemos tener de esa multiplicidad de experiencias negativas, donde no obtuvimos nada, y sí propusimos mucho. COMO DIRECCIONAR UN PROCESO DE PAZ. es el planteamiento mas interesante para los noveles pensadores de la realidad crítica del pais: Después de releer montañas de papel sobre el asunto, todo ha sido removido irresponsablemente al tenor de los cxaprichosos jefes de Estado, que han dirigido este país. Nadie ha tomado en serio, ni con responsabilidad democrática, acometido tarea tan patriotica, como es la de brindarle a sus connacionales el más elemental de los derechos, que no es otro, que el de la coexistencia pacífica, dentro de un regimen de libertad, seguridad, solidaridad, fraternidad y democracia plena.La felicidad de los pueblos, su tranquilo discurrir en el tiempo en paz, prosperidad y armonía es el principio y fin del Estado.Sobre las ruinas de tantas tesis para proyectos de paz en Colombia, la experiencia de tres decenios intentados,inconclusos y desaprovechados, nos deja erguidas, como las columnas y capiteles de un templo romano, superior a los tiempos que la sobrevivieron, la formulación de un re-direccionamiento del proceso en manos de un ente tripartito, compuesto por el Gobierno de la nacion Colombiana, en cabeza del ejecutivo, delegatarios excepcionales, repreesentantes del Legistativo nacional.. y un constituyentye primario, representado por LA SOCIEDAD CIVIL ORGANIZADA, ente responsable de la politica de paz, que al integrarse asume la potestad del proceso como un cuerpo constituyente con autoridad limitada: negociar la paz.,bajo el imperio de reducir el alzamiento armado,y la continuada guerra intestina,dentro del pausible y patriótico anhelo de salvaguardar los intereses supremos de la nacion colombiana. Este planteamiento por demás original,respeta los pilares esenciales de la conformación y constitucion democratica de los Estados modernos republicanos. Cier las puertas a las caprichosas actuaciones presidenciales,que en su momento nombraban comisiones y comisionados de paz, para luego disolverlos mediante decreto presidencial, suspender o cancelar conversaciones al garete de sus propios dictados y pareceres.El planteamiento se recoge como el más ajustado a la estructura constitucional y al supremo interés publico de la nación Colombiana, y puede ser el engranaje primigenio para un comienzo exitoso del delicado asunto.